Ir al contenido principal Ir al menú principal Ir al pie de página
Opinión

“El racismo está mucho más camuflado en los discursos”

Tratar al afrodescendiente o al latino como potencial delincuente es una marca constante en muchas sociedades que, incluso, puede llegar a costar miles de vidas. El Dr. Telles nos cuenta sobre los desafíos que tienen que afrontar ciertos grupos, donde los estereotipos raciales siguen siendo un factor de limitación para el desarrollo y trato igualitario. Nuestras diferencias nos siguen dividiendo.

  • Edward Telles
    Ph.D en Sociología por la Universidad de Austin (Texas) y profesor de la Universidad de Princeton
  • Texto:
    Akira Maeshiro

¿Por qué los factores raciales sigue siendo un elemento de desigualdad social?

Porque la sociedad sigue discriminando. Como ejemplo claro: los empleadores prefieren gente de tez más clara. Además, ¿quiénes están en los carteles? ¿Quiénes están en las telenovelas en América Latina? El hecho de que a un indígena lo vean como un niño es un estereotipo que siempre se ha usado; en principio para dominar, pero se sigue desarrollando. Al mismo tiempo, la sociedad se quiere modernizar y quiere incluirlos en las narrativas, pero los excluye de otras maneras.

¿No es “mestizaje” un término ambiguo que busca ser políticamente correcto?

Toda la idea del mestizaje era para incluir y eso ya tiene más de 100 años. Era para crear un sentido de nación y una unidad en el país ante un grupo de personas muy diferentes, tanto racial como culturalmente. Pero eso fue cambiando con el tiempo a través de las narrativas de las élites que, al final, son reacciones a los momentos económicos y políticos de la sociedad.

¿Qué tan fuerte es el racismo hacia la población afroamericana?

Los niveles de exclusión son bárbaros. En los afroamericanos, si antes la probabilidad de ser encarcelado era de 3 a 1, pasó de 8 a 1, en comparación con los blancos. Ves los problemas raciales en los incidentes de Ferguson, Baltimore o Chicago, donde la policía ha matado gente. El racismo sigue en el sistema de justicia, pero también en la discriminación de empleo y el acceso a otros servicios. El racismo está mucho más camuflado en los discursos, pero se hace evidente en estos casos de abusos de la policía.

¿Cuáles son los problemas de la población mexicana en EE.UU.?

Cuando llegan los inmigrantes mexicanos, se ubican en los sectores más bajos de la sociedad. En Estados Unidos, hay 11 millones de indocumentados, de los cuales 6 millones son mexicanos. Ya hay varias generaciones de mexicanos y siguen teniendo muchos de los problemas propios de las minorías en Estados Unidos. Si tú ves las tasas de encarcelamiento, desigualdades en educación o trabajo, te darás cuenta de que no se han integrado a la sociedad, como ha pasado con los nietos y bisnietos de los polacos o italianos.

¿En las discusiones sobre la reforma migratoria en Estados Unidos hay un racismo camuflado?

Es difícil saber qué está pasando. En 1970, a excepción de la población negra, había muy pocos latinos y asiáticos. Eso cambió mucho con las leyes de la reforma migratoria de la década de los 60. Era un país con 4% de latinos y 1% de asiáticos, ahora es de 15% de latinos y 7% de asiáticos. La sociedad ha cambiado mucho, pero esa diversidad asusta a algunos sectores que dicen que no es el país que tenían antes, donde había una homogeneidad racial. Pero es muy claro que los inmigrantes han traído muchos beneficios a la sociedad y, en eso, la mayoría de economistas están de acuerdo, pero igual hay una resistencia hacia ellos. Ahora quieren una reforma migratoria para que solo pueda ingresar gente con más educación. Evitan decir “mexicano”, pero detrás de ese enunciado está implícita esa oposición hacia los mexicanos.

A nivel político, ¿existen intenciones democráticas e inclusivas sobre el tema en Estados Unidos?

Hay avances y en ciertos sectores hay integración, pero también hay retrocesos. Las disparidades han crecido. Se está hablando más de igualdad, pero es difícil aplicar políticas en un Congreso dominado por republicanos, que no quieren oír sobre ciencias sociales. Por su parte, Barack Obama está tratando de quedar bien con algunos conservadores. Él ha deportado 400 mil indocumentados por año y, por eso, ha perdido mucho apoyo de la población latina.

¿Cuánto cambiaron las fronteras luego del 11 de septiembre del 2001?

Los republicanos han explotado ese tema de controlar las fronteras, pero no se controla la que está con Canadá sino la que se tiene con México. Nunca han encontrado un terrorista que cruce la frontera de México hacia Estados Unidos. Antes de cualquier reforma migratoria, Obama quiere asegurar las fronteras.

El doctor Telles participó en el Seminario internacional “Etnicidad y raza en los imaginarios nacionales y las desigualdades sociales en América Latina” organizado por el Instituto de Opinión Pública, Facultad de Ciencias Sociales, y Proyecto sobre Etnicidad y Raza en Latino América (Princeton University)

Etiquetas:
racismo

Deja un comentario

Cancelar
  • Ingresa tus datos
Sobre los comentarios
Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los comentarios pasan por un proceso de moderación que toma hasta 48 horas en días útiles. Son bienvenidos todos los comentarios siempre y cuando mantengan el respeto hacia los demás. No serán aprobados los comentarios difamatorios, con insultos o palabras altisonantes, con enlaces publicitarios o a páginas que no aporten al tema, así como los comentarios que hablen de otros temas.