04 de abril del 2017

“Nuestro reto es digitalizar más cosas: ahora solo tenemos un millón 300 mil”

Delfina González del Riego

Directora encargada de la BNP e historiadora egresada de la PUCP

La Biblioteca Nacional del Perú (BNP) abrió al público el mes pasado un archivo digital de más de un millón de documentos. Conversamos con Delfina González del Riego, la directora (e) de dicha institución, sobre los alcances que tendrá este proyecto que pone a disposición de todos los peruanos, precioso material de investigación.

Nuestro egresado de literatura Alejandro Neyra fue elegido hoy como el nuevo director de la Biblioteca Nacional del Perú (BNP). Semanas atrás conversamos con la directora encargada Delfina González del Riego, historiadora egresada también de nuestra Universidad, sobre los avances en la digitalización de materiales de la BNP, el futuro de la biblioteca como espacio público y los proyectos para poner más y mejor información a disposición de todos los peruanos.

La biblioteca virtual puede hacer que se reduzcan las visitas a las sedes físicas de las bibliotecas. ¿Cómo ve el panorama?

Lo que pasa es que ahora hay muchos recursos digitales. Entonces, la verdad, es que la afluencia directa de la gente a la biblioteca vaya disminuyendo, pero de todas maneras las bibliotecas son importantes como un espacio donde la gente pueda tener acceso, por ejemplo, a Internet, para acceder a información; que se realicen en ellas actividades en gestión cultural, que la biblioteca sea un recurso que te sirva para el desarrollo personal y cultural. El rol tiene que cambiar. El rol de la biblioteca del futuro es otro, ya no es un mero repositorio de libros que vas a ir a leer. El rol de la biblioteca es otro, va por la gestión de contenidos, brindar información pertinente, conocer mejor los requerimientos de los usuarios.

¿Desde cuándo se viene trabajando en la digitalización de archivos?

Es un proyecto que nació hace cerca de año y medio, a iniciativa de un grupo de jóvenes que trabajaba en biblioteca virtual. Nos propusieron la idea y nos pareció bastante buena y les dimos todo el apoyo. A partir de una presentación que nos hicieron en la que nos presentaron sus ideas se aprobó el proyecto, se les dio personal, y empezaron a trabajar. Se ha trabajado en un montón de cosas: primero en digitalizar material para que haya contenidos que poner a disposición del público; luego en armar la nueva plataforma que es bastante amigable e interactiva, que creo que va a ser bastante útil y accesible para todos los peruanos; también se ha trabajado con tecnología 3D con las exposiciones virtuales, para poner nuestras exposiciones en vitrina en forma virtual, para los que no pueden estar acá directamente en Lima e ir a la exposición de forma presencial. Además también se está buscando hacer un calendario con las actividades culturales, para que cualquier persona, en cualquier parte del país, sepa qué actividades se hacen en su región, en su provincia o distrito y puedan asistir. Entonces, es un proyecto que abarca varios aspectos. Estamos poniendo a disposición de todos los peruanos material bibliográfico, material al que de otra manera no se podría tener acceso, porque como es material antiguo y mucho de él tiene restricciones. También ponemos archivos fotográficos como el de Courret, películas de nitrato con noticieros de los años 40. Ahora sí podemos acceder, está en un canal de YouTube, también está conectada a todas las redes sociales para compartir inmediatamente.

¿Cómo han recibido estas innovaciones los investigadores, que son los que más recurren a los archivos?

Estoy asombrada, porque la respuesta ha sido bastante positiva. Creo que están muy contentos, pues el número de visitas a nuestra página virtual se ha incrementado exponencialmente y estamos bastante contentos. Ahora nuestro reto es digitalizar más cosas, queremos llegar al bicentenario con 42 millones de imágenes, ahorita solo tenemos un millón 300 mil, eso implica el reto de digitalizar cerca de un millón de imágenes por mes, cosa que es posible si logramos hacer una inversión importante en este tema.

¿Cuánta inversión demanda este proyecto?

En comprar las 10 digitalizadoras profesionales, adecuadas para nuestros libros, que no los malogren, hemos gastado cerca de un millón de soles, más el personal para que maneje estas máquinas. Se necesita una partida especial para este proyecto.

¿Hasta dónde se pretende abarcar en la siguiente etapa de la digitalización de material?

Los derechos de autor son, básicamente, hasta 70 años después de la muerte del autor, por lo que todo lo que se ha publicado en 1930 – 1940, ya lo podemos ir digitalizando. Ahí, toda la gente que tenga la voluntad de poner material en línea a disposición, cediendo los derechos de autor, será bien recibida. La gente que pueda, formalmente, y desee que eso esté disponible para todos los peruanos, será bienvenido. Pueden ser los autores o los herederos quienes nos apoyen en este sentido. Pronto haremos una campaña sobre ello. Además, queremos, por ejemplo, digitalizar todos los archivos presidenciales. Tenemos, por ejemplo, el archivo de Sánchez Cerro, que es un archivo importantísimo que jamás ha podido ser visto por los investigadores, pues cuando llegó en donación, llegó con una cláusula que durante 70 años no se podría abrir. Entonces, el archivo estuvo cerrado, con llave, y no se ha trabajado. Hace algunos años ya pasaron los 70 años y ahora ya se está abriendo y se está trabajando. Tenemos el archivo Piérola, el archivo Cáceres, el archivo Prado, el archivo Leguía, archivos presidenciales importantes para el país que van a servir para la investigación a cualquier persona. Tenemos también los libros del Fondo Antiguo, donde hay ejemplares del siglo XVI, XVII, XVIII, muchos de ellos sobre temas de historia, religión o filosofía, y también van a estar accesibles para todos los peruanos. Queremos, a la larga, poner todo. Tenemos, por ejemplo, un archivo fotográfico y queremos hacer una gran fototeca nacional que esté también disponible a través de nuestra biblioteca virtual.

¿Qué podemos encontrar en esos archivos presidenciales?

El de Cáceres, por ejemplo, tiene toda la correspondencia que él tuvo con los funcionarios de Lima y regiones no solo durante la época de la guerra, sino después. Es un archivo que marca el fin de la Guerra con Chile y la reconstrucción del país. Nos va a permitir tener un mejor acercamiento a eso. Este material ya no será aprovechado solo por investigadores, sino por universitarios y por todo el que lo necesite. La idea es que despierte el interés, por eso nosotros vamos a ir difundiendo todo lo que tengamos para que la gente sepa todo lo que tenemos.

¿Hay algún proyecto para digitalizar la hemeroteca?

Sí. En hemeroteca lo que nosotros hacemos es microfilmar, pero ahora hay equipos que te permiten convertir del microfilm a imagen digital, entonces una vez que compremos ese equipo vamos a poder convertir todo lo que tenemos en microfilm en imagen digital y vamos a ponerlo a disposición de la gente. Se está avanzando, no como digitalización. Comenzaremos por los periódicos antiguos. En los periódicos no hay derechos de autor, por lo que no habría problemas.

Calificar (No Ratings Yet)

DEJA UN COMENTARIO