22 de mayo del 2015

“Los metales pesados causan que tengamos menos niños superdotados y más niños con discapacidad intelectual”

Herbert Voigt

Profesor de Ingeniería Biomédica de la Universidad de Boston. Presidente de la International Union for Physical and Engineering Sciences in Medicine (IUPESM).

La contaminación por metales pesados es silenciosa: muchas veces la persona afectada no sabe que está entrando en contacto con un elemento tóxico. La semana pasada tuvo lugar el "Curso internacional de transferencia tecnológica para investigación epidemiológica y salud pública en metales pesados", organizado por el Instituto Nacional de Salud (INS), la International Union for Physical and Engineering Sciences in Medicine (IUPESM) y la PUCP, con el propósito de actualizar a los profesionales de la salud sobre los avances tecnológicos en la medición, diagnóstico y prevención de la contaminación por metales pesados. Sobre este tema, conversamos con el profesor Herbert Voigt, invitado internacional al evento, quien nos alertó de las graves efectos que estas sustancias producen en el organismo.

¿Cuál es el más tóxico de los metales pesados?

Cada uno perjudica de manera diferente al organismo. Unos causan daños neurológicos, otros producen fallas en el sistema circulatorio y urinario y otros generan hepatotoxicidad. Los más comunes en el Perú y en los Estados Unidos son el mercurio, el plomo, el cadmio y el arsénico. Para mí, son los más problemáticos porque afectan el desarrollo cerebral de los niños, bebés y fetos.

¿De qué manera?

La mayoría tenemos un coeficiente intelectual (CI) entre 85 y 115; los que tienen un CI por encima de 130 son considerados superdotados y los que tienen un CI por debajo 70 tienen dificultades en el aprendizaje. La exposición a metales pesados produce una caída de 5 a 6 puntos en el CI y como consecuencia, la curva de distribución de las puntuaciones de CI en la población afectada se concentra en un nivel más bajo que el promedio. En resumen, los metales pesados causan que tengamos menos niños superdotados y más niños con discapacidad intelectual.

¿Cómo llega uno a contaminarse con estos minerales?

Uno puede contaminarse por consumo, inhalación o contacto directo con el mineral. Gran parte de la contaminación es originada por la minería, pero también hay minerales (como el arsénico) que se encuentran de forma natural en el agua, por lo que se necesitan muy buenos filtros para eliminarlos antes de su consumo. El problema es que la gente no se da cuenta que está siendo contaminada porque muchos de estos minerales son inodoros, insípidos e incoloros. 15 o 20 años después tendrán un gran impacto en la conducta humana.

¿A qué se refiere?

Se sabe que la contaminación por metales pesados tiene un enorme efecto nocivo en la conducta humana. 23 años después de la introducción del plomo en EE.UU., hubo un pico de casos de conducta criminal violenta que decayó luego que disminuyera la contaminación atmosférica. La gente que inhaló plomo cuando eran infantes se convirtió en adolescentes y jóvenes que se involucraron en crímenes violentos. También se ha registrado una relación entre el incremento de los ratios de plomo y el embarazo en adolescentes entre 15 a 17 años.

¿Cuán complejo es este problema ecológico a nivel mundial?

Es un problema enorme. En EE.UU., todos los niños tienen plomo en su sangre y cerca del 80% tiene mercurio. Además de los metales pesados, en la sangre se encuentran organofosfatos, pesticidas y otros 210 diferentes tipos de químicos que sabemos que ocasionan problemas cerebrales. Las corporaciones químicas quieren que pensemos que los efectos son pequeños y 5 puntos de CI podrían parecerlo, pero pueden hacer la diferencia entre un niño superdotado y un niño promedio.

¿Y en el Perú?

En el Perú, hay un problema con la minería ilegal y legal. Lo que hacen algunos mineros es emplear mercurio líquido y mezclarlo con la tierra para extraer el oro. Tiran el residuo a los riachuelos y este sigue su cauce a ríos más grandes donde los peces comen restos de mercurio y luego la gente consume el pescado contaminado. Además, algunos mineros traen los minerales amalgamados a Lima y los queman aquí para extraer el oro. Como resultado, el mercurio se vaporiza y todos los que están cerca de ese punto lo inhalan y también se contaminan. Se estima que hay más de cien localidades en Lima donde se queman amalgamas.

¿Cuál es la importancia de un diagnóstico oportuno y rápido?

Es muy importante tener un diagnóstico preciso de los contaminantes para poder brindar un tratamiento adecuado. Junto con otros ingenieros y científicos, estamos buscando la forma de crear un instrumento portátil que nos permita tomar muestras de sangre de personas expuestas a contaminación por metales pesados que se encuentren en los Andes y la Amazonía, de tal manera que en ese momento podamos realizar un diagnóstico más rápido y barato que el actual.

¿Cómo se realiza el diagnóstico hoy en día?

Se toma una muestra de sangre y se envía al Centro de Control y Prevención de las Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), ubicado en Atlanta, Georgia. Allá están equipados con máquinas de cientos de miles de dólares que permiten realizar análisis como la espectrometría de masas, que identifica cuáles son los elementos químicos presentes en la muestra. Los resultados son enviados semanas después.

¿Qué tal la experiencia en el curso internacional?

Vi que los asistentes se quedaron impresionados con el curso, están interesados en hacer lo correcto. Tenemos que conocer exactamente cuáles son los problemas y la magnitud de la contaminación por metales pesados para aplicar las soluciones más adecuadas. No queremos asustar a la población y crear un pánico innecesario que no aporta nada, pero sí debemos despertar conciencia en el tema. Es la primera vez que el INS, la IUPESM y la PUCP organizan una actividad en conjunto. Este es el comienzo de una colaboración generosa entre las tres instituciones pero creo que haremos un gran trabajo juntos.

Calificar (6 votes, average: 4,00 out of 5)

DEJA UN COMENTARIO