Ir al contenido principal Ir al menú principal Ir al pie de página
Noticia

Yuliño y Paola: economistas PUCP que la rompen desde el cole

Yuliño Anastacio y Paola Rojas estudiaron en el Colegio Mayor, fueron becarios PUCP y ahora son economistas. Ambos quieren cambiar el país y hacer que otros chicos, como ellos, tengan más oportunidades para progresar.

  • Texto:
    Suny Sime
  • Fotografía:
    Tatiana Gamarra

Mientras Julio César de Andrade Moura, más conocido como ‘Julinho’, anotaba en el 1996 los goles que aseguraron el pase de ‘La máquina celeste’, a la Copa Libertadores del 97, donde fueron subcampeones; en Cayumba Grande (Huánuco), Yuliño Anastacio nacía. Este centro poblado, más cerca de la Amazonía que de la Sierra, fue el lugar en el que el ahora jefe de práctica del Departamento de Economía creció. “Siempre me dijeron que tenía que hacerle honor a mi nombre. Mis padres, que son hinchas de Cristal, me pusieron así, porque, por esa época, Julinho casi lleva al equipo a ganar la Libertadores. Y sí, me gusta mucho el fútbol, casi todas las semanas juego”, cuenta.

Yuliño asistía a una escuela pública de Tingo María hasta que un día del 2009, el director le comentó sobre el Colegio Mayor, una especie de internado para los primeros puestos de las escuelas públicas de todo el Perú. Aun como plan piloto, ya era una invitación atractiva. Lo mismo sucedió con Paola Rojas, también jefa de práctica de Economía, pero un año después y a 400 km de distancia, en Huancayo (Junín).

En ese entonces, el único Colegio Mayor quedaba en Huampaní, a las afueras de Lima. Hoy hay 25 sedes en todo el país y se llaman Colegios de Alto Rendimiento (COAR). Para ambos, aceptar estudiar en esta institución implicaba dejar sus hogares. En plena adolescencia, esta era una decisión difícil, pero aceptaron el reto. De las 300 vacantes que se otorgaban a nivel nacional, a Huánuco le asignaron 9; y a Junín, 8. Tanto Yuliño como Paola ingresaron. “Y yo quedé en tercer puesto a nivel general”, apunta la última.

Años antes, cuando Paola tenía diez, recuerda, entró a una clase de Microeconomía y no entendió nada. Como a veces no había con quién se quedara en casa, su tía, la hermana menor de su padre, la llevaba a sus clases de la universidad. También estudiaba Economía. Tiempo después, su tía vino a estudiar a la PUCP como parte del programa de movilidad de la RPU. “Y cuando regresó a Huancayo, vino con una idea completamente distinta de lo que era estudiar y de lo que eran las oportunidades. Siempre me decía que la Economía es una rama multidisciplinaria y me recomendaba lecturas”, relata.

Fue el tiempo que pasó con ella, más su experiencia y algunos cursos que llevó en el colegio, con componentes de la teoría económica, lo que la terminó por convencer de estudiar la misma carrera. Algo similar sucedió con Yuliño. Su profesora de Historia, quien había hecho su maestría en la PUCP, le había comentado del espíritu humanista que se vivía aquí. “Yo creo que si en alguna universidad encajarías muy bien, sería en esa”, recuerda que le dijo. “El colegio ya me había dado esta formación integral. Yo sabía que, para ser un buen profesional, primero había que ser una buena persona”, puntualiza.

Una vez que se decidieron por la PUCP, ambos aplicaron a becas: Yuliño a la Beca de Estímulo Académico Solidario y Paola a la Beca Colegios de Alto Rendimiento. Así fue que el primero pudo terminar sus estudios y la segunda está por hacerlo este semestre. Ahora Paola está dictando Microeconomía 2 como jefa de práctica y trabajando en una investigación-consultoría con José Rodríguez, jefe del Dpto. de Economía, y Janneth Leyva, docente de Ciencias Sociales. “Se trata de una estimación del costo de la educación primaria y secundaria para determinar cuánto asignar en presupuesto a este sector. Es un trabajo que creo va a servir mucho y de hecho se va a emplear para el diseño de políticas”, menciona. Y en julio, comenzará un proyecto colaborativo con economistas del MIT, financiado por el BID.

Por su parte, Yuliño está trabajando como predocente de Introducción a la macroeconomía, Macroeconomía 1 y 2, y Econometría 2 este semestre. No es nuevo en esta labor, ya desde el 2017-2 se desempeña como jefe de práctica. Actualmente, está en medio del proceso de licenciatura y próximo a sustentar su tesis, que trata sobre el déficit fiscal peruano. También va a publicar un libro con Waldo Mendoza, su asesor, sobre el tema para mediados de año. Hace poco estuvo trabajando en el Consejo Fiscal, pero por ahora prefiere dedicarse por completo a la docencia e investigación. También está llevando la Diplomatura en Matemática, que acaba de empezar la semana pasada, en nuestra Universidad. Y espera después poder hacer un doctorado en Princeton.

Ambos son un ejemplo de perseverancia y nos satisface tenerlos en casa.

Deja un comentario

Cancelar
  • Ingresa tus datos
Sobre los comentarios
Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los comentarios pasan por un proceso de moderación que toma hasta 48 horas en días útiles. Son bienvenidos todos los comentarios siempre y cuando mantengan el respeto hacia los demás. No serán aprobados los comentarios difamatorios, con insultos o palabras altisonantes, con enlaces publicitarios o a páginas que no aporten al tema, así como los comentarios que hablen de otros temas.