Ir al contenido principal Ir al menú principal Ir al pie de página
Investigación

Los efectos de la radiación cósmica en circuitos integrados

Grupo internacional HARMLESS -conformado por investigadores de Argentina, Francia, Brasil y de la PUCP- investigan de qué manera estos rayos, al impactar contra los circuitos integrados de los electrodomésticos y aparatos de consumo masivo, pueden producir fallos en su funcionamiento y constituirse en un problema cada vez más frecuente en nuestra vida diaria.

  • Texto:
    Diego Grimaldo
  • Fotografía:
    Mario Lack

Viajan por el espacio a una velocidad cercana a la de la luz. Se aproximan hasta la Tierra. Entran en nuestra atmósfera. Ya están aquí, rodeándonos sin que nos demos cuenta y afectándonos silenciosamente: si tu computadora dejó de funcionar por unos instantes o tu celular se quedó colgado, es probable que haya sido culpa suya. Se llaman rayos cósmicos y pueden hacer que los aparatos eléctricos fallen al impactar contra sus circuitos integrados y sus principales sistemas.

Al entender el potencial problema de esta situación, un grupo de especialistas de diferentes países se comprometió a investigar el fenómeno, con el objetivo de poner en evidencia la sensibilidad de los circuitos integrados avanzados (CI) y los sistemas a los efectos de la radiación presente en el ambiente en el cual operan; además de promover en la escuela la formación de ingenieros que tomen en cuenta dichos inconvenientes durante el diseño de estos aparatos tecnológicos. Así fue como nació el proyecto HARMLESS.

“Nuestra idea no es ser apocalípticos”, advierte Carlos Silva, director del Grupo de Microelectrónica de la Católica y miembro PUCP del equipo de investigadores de HARMLESS. “Nuestra intención es demostrar que esto no es algo que solo pasa en las alturas o en el espacio, sino que ya está llegando a la superficie de la Tierra; así que el ingeniero debe tomar en cuenta las técnicas que se usan en la aeronáutica en cosas más triviales, como en un celular, o más importantes, como en un marcapasos”.

¿Por qué este tipo de problema puede resultar cada vez más frecuente con el paso del tiempo? Porque los sistemas se construyen cada vez más pequeños y frágiles, tal como lo explica Félix Palumbo, del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET) de Argentina: “Como el mercado es agresivo y se quiere tener mejores productos, la tendencia de la industria microelectrónica es desarrollar dispositivos cada vez más chicos y menos robustos, con lo cual también se reduce el tamaño de sus componentes fundamentales”.

Además de Carlos Silva y Félix Palumbo, HARMLESS cuenta con especialistas del Instituto de Investigaciones Energéticas y Nucleares (IPEN) de Brasil, el Laboratorio TIMA (Techniques of Informatics and Microelectronics for Integrated Systems and Architecture) y de la Oficina Nacional de Estudios e Investigaciones Aeroespaciales (ONERA) de Francia.

Desde la Católica, el Grupo de Microelectrónica (GUE) ha procurado mantenerse a la vanguardia en cuanto a las investigaciones relacionadas con el diseño de sistemas digitales y el diseño de circuitos integrados y señal mixta, sus dos campos de acción. A puertas de cumplir dos décadas de creación, según su director, el GUE ha cumplido exitosamente con uno de sus objetivos más importantes: potenciar el recurso humano con el que cuenta nuestro país en el área.

Deja un comentario

Cancelar
  • Ingresa tus datos
Sobre los comentarios
Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los comentarios pasan por un proceso de moderación que toma hasta 48 horas en días útiles. Son bienvenidos todos los comentarios siempre y cuando mantengan el respeto hacia los demás. No serán aprobados los comentarios difamatorios, con insultos o palabras altisonantes, con enlaces publicitarios o a páginas que no aporten al tema, así como los comentarios que hablen de otros temas.