Ciencias e Ingeniería, Ingeniería
Noticia

Qué pasó luego del lanzamiento de los primeros satélites peruanos

Si bien con el lanzamiento concluía una etapa, al día siguiente comenzaba otra: la ubicación de los satélites.

Autor: Luis Yáñez

Para ello, se recurrió al Comando de Defensa Aeroespacial Norteamericano (Norad, por sus siglas en inglés), que brinda un servicio de rastreo de objetos terrestres en órbita. Al principio, Norad brindó los parámetros de los satélites más grandes lanzados por el Dnepr-1 y poco a poco fueron ubicando a los más pequeños.

Al decimotercer día, Norad envió los parámetros orbitales de los últimos ocho satélites, codificados sin nombre propio. Desde el Inras-PUCP, mediante un software de rastreo automático y el empleo de sus antenas Yagi, fueron siguiendo sus órbitas hasta que el 4 de diciembre lograron escuchar por primera vez la señal de PUCP-Sat 1, identificable por su frecuencia de transmisión y la forma de su pulso.

Hallar al Pocket-PUCP fue más complicado, principalmente, por dos razones: en primer lugar, porque es tan pequeño que Norad no lo podía rastrear por radar y, en segundo lugar, porque posee un transmisor de 10 mW, por lo que sus transmisiones son de muy baja potencia. Sin parámetros no se sabe en qué posición de la órbita está ni a dónde apuntar las antenas.

“Nosotros nos pusimos a investigar y descubrimos que hay una comunidad de radioaficionados de todas partes del mundo que se dedica a rastrear satélites y que ofrece sus instalaciones para que uno pueda acceder a sus antenas vía internet”, afirma el Ing. Torres. Fue así que, tras un periodo de silencio, en marzo, encontraron la señal del Pocket-PUCP gracias a los equipos de una estación ubicada en Sudáfrica. Fue la comprobación final de que todo este proyecto había sido realmente exitoso. Ahora, el Inras cuenta con mayor experiencia para desarrollar, y lanzar satélites cada vez más complejos y eficientes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Nombres:

Correo:

Mensaje:

NOTA: Los comentarios pasan por un proceso de moderación que toma hasta 48 horas en días útiles. Son bienvenidos todos los comentarios siempre y cuando mantengan el respeto hacia los demás. No serán aprobados los comentarios difamatorios, con insultos o palabras altisonantes, con enlaces publicitarios o a páginas que no aporten al tema, así como los comentarios que hablen de otros temas.