24 de abril del 2015

“Los páramos tienen un potencial muy grande como servicio ecosistémico”

Ana Sabogal

Directora de maestría en Desarrollo Ambiental y docente del Departamento de Humanidades

Los páramos son ecosistemas con vegetación que, además, sirven para almacenar agua. La doctora Ana Sabogal estudia estos ecosistemas en su libro “Ecosistemas del páramo peruano”, que presentará este 28 de abril en la sala de conferencias del Centro Cultural PUCP a las 7 p.m.

¿Por qué es importante estudiar los páramos peruanos?

Los páramos son ecosistemas importantes porque son reservas de vegetación con grandes cantidades de agua, mucha de la cual se conserva en el subsuelo. Debido a su ubicación cercana a las nacientes de cuenca, cumplen la función de almacenar agua. En el caso de los páramos del Perú, estos se encuentran geográficamente separados. En consecuencia, las poblaciones de plantas y animales pequeños están aisladas de otros páramos, por lo que muchas se están extinguiendo.

¿Cómo se relacionan las personas con los páramos?

Las personas utilizan los páramos para el pastoreo. Incluso hay zonas donde hay un sobrepastoreo que compacta el suelo, lo malogra, y lo deteriora. Además, las especies pastoreadas escogen los pastos. Esto causa la desaparición de unos y dejan únicamente los de menor valor alimenticio para los animales del lugar.

¿Se puede concluir que las personas desconocen el valor que tienen los páramos?

No. Las personas que viven cerca sí tienen conciencia de la importancia de los páramos. La causa del sobrepastoreo es la pobreza. Las personas que viven cerca no tienen muchas opciones de ingreso y al poseer poca cantidad de tierra en relación a la cantidad de ganado, lo único que se genera es el sobrepastoreo.

Mencionó anteriormente que los páramos cumplen función de reservorios de agua ¿Se les da alguna utilidad?

No directamente. Se puede aprovechar el agua en algunas zonas donde aflora, o donde hay manantiales. Pero esta agua no siempre brota, sino que va por el subsuelo y alimenta los ríos. Desde el punto de vista ecológico tiene un potencial muy grande como servicio ecosistémico pues su agua fluye hacia el subsuelo y los ríos, no obstante esto no es valorado por la población de las ciudades.

¿Qué otras amenazas se ciernen sobre los páramos?

El cambio climático. Esto causa disminución del agua y al haber mayor evaporación hay una menor retención del agua. Además los páramos acumulan bastante materia orgánica. Hay capas de medio metro de pastos viejos que se han acumulado a lo largo de los años y que son reservas de carbono. Cuando estos pastos se sequen, producirán emisiones de CO2. También emitirán metano, el cual es un gas invernadero 21 veces más dañino que el CO2. En conclusión, a medida que la temperatura se eleve y la descomposición se acelere, los páramos se convertirán en agentes contaminantes.

¿A qué conclusiones ha llegado su investigación?

He descubierto que muchos de los bosques que ayudaban a conservar bien los páramos han desaparecido producto de la desforestación. Son zonas que se han “paramizado”, produciendo una ruptura en términos ecológicos. Se requieren más estudios de la vegetación de los páramos por las condiciones extremas que soportan y porque crean sustancias químicas y bioquímicas muy raras.
También se necesitan más estudios de las potencialidades ecológicas de estos espacios. No para el turismo o para la ganadería, sino para declararlos como reservas.

Calificar (1 votes, average: 3,00 out of 5)
SUCEDE EN:
Departamento de Humanidades
INTE-PUCP

DEJA UN COMENTARIO