03 de agosto del 2010

El vigésimo coloquio de Historia

Rodolfo Cerrón-Palomino

Profesor principal de Lingüística del Departamento de Humanidades

Reflexión sobre el tradicional Coloquio Internacional de Estudiantes de Historia de la PUCP.

En mi carrera de historiador he leído mucho acerca de la construcción de la nación y de cómo esta se realiza, en ciertos casos, a través de tradiciones inventadas. Pensando sobre aquello me he dado cuenta, con una singular satisfacción, que he asistido, y es más, he participado del nacimiento de una tradición, pero una tradición que se funda sobre bases muy reales.

Recuerdo que apenas me enteré del primer coloquio, yo aún no pasaba a facultad y Blanche Arévalo, que entonces llevaba conmigo “Realidad” con Fernando Tuesta, hoy nuestro gran amigo, me comentó del evento y me animó a asistir a una de las ponencias. Recuerdo y admito que fui con bastante escepticismo pues entonces pensaba más en la política, cuando no en la pelota.

Ya en facultad, recuerdo los tres o cuatro coloquios de los que participé y que ahora se entremezclan en mi memoria, recuerdo al Padre Klaiber clausurando uno, y a Giselita Hurtado clausurando otro con emotivas y sentidas palabras en ambos casos. Recuerdo, como no, el sobrio halago que recibí de la Doctora Regalado, la iniciadora de tan rica tradición, quien, luego de que moderé una mesa -sabe Dios cuál- me dijo una sola palabra: ¡buena!. Cómo olvidar los nervios del primer panel que integré al lado de la Doctora Margarita Guerra y comentando una ponencia sobre la Guerra del Pacífico de Patricio Rivera, colega y amigo chileno.

Recuerdo, ya años después, el homenaje al Doctor José Agustín de la Puente Candamo, el discurso de Erick Devoto sobre su trayectoria y el posterior agradecimiento del Maestro, certero y ponderado, a la vez que emocionado. Han pasado veinte años y ha llegado la efemérides, nuestra efemérides, la fiesta de una tradición que persiste y que hace veinte años inventamos todos nosotros. ¡Que vengan muchos coloquios más entonces! Y que perdure el trabajo de acercarnos cada vez más por los rectos caminos de Clío.


Más información

XX Coloquio Internacional de Estudiantes de Historia

Calificar (No Ratings Yet)

DEJA UN COMENTARIO